miércoles, 4 de marzo de 2015

La Responsabilidad Civil


¿Qué es la responsabilidad civil?

La responsabilidad civil es la obligación que recae sobre una persona de cumplir su obligación (responsabilidad contractual) o de reparar el daño que ha causado a otro (responsabilidad extracontractual), sea en naturaleza o bien por un equivalente monetario, habitualmente mediante el pago de una indemnización de perjuicios.

La noción de responsabilidad civil radica en una concepción de derecho natural conocida desde muy antiguo y que sirve de norma fundamental de la vida del hombre en sociedad: la de que nadie debe causar un daño injusto a otra persona, y en caso de causarlo, dicho daño debe ser reparado.

La responsabilidad civil puede ser contractual o extracontractual. Cuando la norma jurídica violada es una ley (en sentido amplio), se habla de responsabilidad extracontractual, la cual a su vez puede ser o bien delictual o penal (si el daño causado fue debido a una acción tipificada como delito) o cuasi-delictual o no dolosa (si el perjuicio se originó en una falta involuntaria). Cuando la norma jurídica transgredida es una obligación establecida en una declaración de voluntad particular (contrato, oferta unilateral, etcétera), se habla entonces de responsabilidad contractual.


Importancia de la responsabilidad civil

Todo problema de responsabilidad civil supone un daño cuya víctima pide reparación.
Ahora bien, la vida moderna es cada vez más peligrosa; las máquinas que ponen a nuestra disposición los nuevos inventos, para desenvolver nuestra actividad (equipos industriales, medio de transporte, etc.), son fuerte de daños cada vez más numerosos.

Los pleitos por responsabilidad civil, relativamente raros hace medio siglo, se amontonan hoy en los estrados de los tribunales.





Responsabilidad moral, penal y civil

La responsabilidad moral: es la que se asume ante Dios y ante la propia conciencia. Es una noción puramente subjetiva, desde el momento que la conciencia de un individuo reprueba su actitud es moralmente responsable sin importar el resultado, este es un proceso puramente interno.

Existe oposición entre responsabilidad moral y responsabilidad jurídica.
Para que exista responsabilidad civil y responsabilidad penal se necesita una acción o una abstención: el pensamiento debe exteriorizarse, y, en ambos casos debe haber causado un perjuicio.

En unas ocasiones el daño afecta a la sociedad hay responsabilidad penal; en otras ocasiones afecta a una persona determinada: existe entonces responsabilidad civil.
La responsabilidad penal, aparece como una sanción la que será muy severa cuanto mayor sea la perturbación social.

La responsabilidad penal exige la responsabilidad moral y un análisis subjetivo del estado espiritual del agente, cuanto mayor sea la responsabilidad moral, más severa será el castigo.

La responsabilidad civil no supone un perjuicio social sino un daño por lo que ya  no es una cuestión de penar, sino solamente de reparar.

En tal virtud mientras que la responsabilidad penal constituye una sanción, la responsabilidad civil es una reparación.


Responsabilidad civil contractual y extracontractual (delictual y cuasidelictual)

Responsabilidad civil contractual: Es la obligación de reparar un daño proveniente del incumplimiento culposo de una obligación derivada de un contrato. En este caso, el término contrato está empleado de un modo genérico que comprende no sólo al contrato en sí mismo, sino también todo acto convencional mediante el cual un sujeto de derecho asume una obligación.

Responsabilidad civil extracontractual: Responsabilidad civil delictual. Es la obligación de reparar un daño proveniente del incumplimiento culposo de una conducta o deber jurídico preexistente, que si bien el legislador no determina expresamente, sí lo protege o tutela jurídicamente al establecer su sanción dentro del ordenamiento jurídico positivo. Ocurre cuando el agente causa un daño a la víctima mediante la comisión de un hecho ilícito.

Ahora bien, esta responsabilidad civil delictual es la derivada del hecho ilícito, también denominado delito civil.





La acción en responsabilidad civil

Cuando están reunidos los requisitos de la responsabilidad civil, nace a favor de la víctima una obligación de reparación contra el autor del daño. Tal es el efecto de la responsabilidad.

Para obtener el cumplimiento de esta obligación, la víctima dispone de la acción de responsabilidad civil.

Las partes en la acción de responsabilidad civil:
  • El demandante.
  • el demandado
  • persona moral demandante o demandada


Te puede interesar:
Delitos contra la propiedad intelectual
La demanda en pensión alimenticia


Enlaces externos:
http://es.wikipedia.org/wiki/Luis_Díez-Picazo
http://temasdederecho.com/2012/06/04/la-responsabilidad-civil/
http://digitalleyes.com/responsabilidad-civil-doctrina/

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario